Skip to main content

Verificado por Psychology Today

Cultura Motion/Shutterstock

Agresión pasiva

¿Qué es la agresión pasiva?

La agresión pasiva es una forma de expresar sentimientos negativos indirectamente, como la ira o la molestia, en lugar de abordarlos directamente. Los comportamientos pasivo-agresivos a menudo son difíciles de identificar y pueden sabotear las relaciones en el hogar y en el trabajo.

¿Qué es la agresión pasiva?

wavebreakmedia/Shutterstock

En lugar de enojarse visiblemente, algunas personas expresan su hostilidad de maneras pasivo-agresivas diseñadas para herir y confundir a su objetivo. La mayoría de las personas tendrán que lidiar con la agresión pasiva de otros en su vida personal y profesional en un momento u otro: un compañero de cuarto que deja una nota dulce pero regañadora sobre la única taza que quedó sin lavar, por ejemplo, o el informe que un colega sigue "olvidando" terminar.

Regañar o enojarse solo pone a la persona pasivo-agresiva a la defensiva, a menudo resulta en que pongan excusas o nieguen cualquier responsabilidad. Investigaciones recientes muestran que hay formas más saludables para enfrentar la agresión pasiva y manejar el conflicto en las relaciones.

¿Qué causa la agresión pasiva?

La agresión pasiva es una forma de profunda ira, hostilidad y frustración que una persona por cualquier razón no se siente cómoda confrontando de forma directa. Cuando se trata de un comportamiento pasivo-agresivo, es importante entender que debajo de todos esos comentarios sarcásticos se encuentra una profunda infelicidad y tristeza.

 

¿Cuáles son algunos ejemplos de comportamiento pasivo-agresivo?

Algunas formas comunes de agresión pasiva incluyen evitar la tomar responsabilidad de las tareas, postergar e incluso faltar a los plazos de entrega, retener información crucial y, a menudo, bajo rendimiento en relación con lo que uno es capaz de producir. Este tipo de comportamiento puede causar problemas en el hogar, cuando la familia no puede confiar que un individuo pasivo-agresivo cumpla sus promesas. La agresión pasiva en el trabajo puede sabotear proyectos grupales, lo que resulta en objetivos no alcanzados.

 

article continues after advertisement

¿Cómo actúan las personas pasivo-agresivas?

wavebreakmedia/Shutterstock

Si bien el comportamiento pasivo-agresivo puede ser difícil de precisar, los expertos están de acuerdo en los signos más comunes, que incluyen negarse a discutir las preocupaciones abierta y directamente, evitar la responsabilidad y ser deliberadamente ineficiente.

La persona pasivo agresiva a menudo deja un trabajo a medias o "casi" completo. Con frecuencia llegan tarde y son maestros en sabotear sutilmente a otros cuando no están de acuerdo con un curso de acción. A menudo recurren a la ley del hielo o hacen cumplidos de revés para transmitir su punto.

¿Cómo puedes saber si alguien está siendo pasivo-agresivo?

Estos individuos ocultarán su ira en lugar de enfrentarla directamente. El comportamiento pasivo-agresivo puede tomar la forma de palabras (por ejemplo, culpar a otros o hacer excusas) o acciones (por ejemplo, aplicarle a alguien la ley del hielo). Algunos tipos sutiles pero insidiosos de agresión pasiva son la disminución del contacto visual, olvido persistente, y hacer caso omiso de la persona durante una conversación de grupo.

 

¿Las personas son conscientes cuando están siendo pasivo-agresivas?

No siempre. Algunas personas están tan acostumbradas a guardar su ira tan al fondo que ni siquiera se dan cuenta de que ya está allí. Una señal importante de que alguien se involucra en la agresividad pasiva en sus relaciones es si no cree ser una "persona enojada" y no cree que experimenta ira con regularidad. Pueden descubrirse diciendo "sí" cuando quieren decir "no" o usando el papel de la víctima o mártir para llamar la atención.    

 

Cómo lidiar con personas pasivo-agresivas

ArtFamily/Shutterstock

La agresión pasiva a menudo se deriva de la ira subyacente, la tristeza o la inseguridad, de la cual la persona puede o no ser consciente. El comportamiento pasivo-agresivo puede ser una expresión de esas emociones o un intento de obtener el control en una relación.

Tener esto en cuenta puede ayudarte a responder: aunque puede ser tentador reaccionar siendo pasivo-agresivo, expresar ira o frustración probablemente estimulará a la persona a continuar comportándose de la misma manera. Demostrar que valoras la perspectiva de la persona pasivo-agresiva puede ayudar si estás abordando una sensación subyacente de inseguridad. Pero no debes disculparte por delitos infundados o aplacarlos de otra manera.

Si es posible, la mejor solución es a menudo limitar el tiempo que pasas en su presencia. Pero si determinas que la confrontación es el mejor camino a seguir, evita ser acusatorio mientras explicas con calma cómo el comportamiento te hace sentir.

¿Qué puedes decirle a una persona pasivo-agresiva?

Al tratar con una persona pasivo-agresiva, hazla responsable de su mal comportamiento. Deja de disculparte si no has hecho nada malo. Trata de poner tus necesidades en primer lugar, para que las cosas cambien. Es probable que quiera que explotes o contrarrestes con una agresión pasiva propia, no juegues su juego. En su lugar, aborda con calma y directamente el tema en cuestión, sé específico acerca de cómo te molesta lo que hace o dice.

 

¿Cómo respondes al comportamiento pasivo-agresivo?

Manejar tus propias emociones es clave cuando respondes al comportamiento pasivo-agresivo. Toma algunas respiraciones profundas o retírate temporalmente de la situación antes de responder. Trata de abordar las preocupaciones de la persona directamente. Establece límites claros y, si es necesario, limita el tiempo que pasas con la persona pasivo-agresiva.  

 

Lecturas esenciales

Artículos Recientes