Skip to main content

Verificado por Psychology Today

Relaciones

9 señales de que es momento de sacar a esa persona tóxica de tu vida

PathDoc/Shutterstock
Fuente: PathDoc/Shutterstock

Ya sea que tu suegra sea una quejosa compulsiva, tu jefa sea una cínica enojada o tu amigo un pesimista aguafiestas, lidiar con gente tóxica a veces puede ser inevitable. Pero la manera en la que respondes a esas personas sí es tu elección. Si no tienes cuidado, las personas tóxicas podrán influir negativamente en la manera que piensas, sientes y te comportas. Pueden introducir estrés innecesario en tu vida y causar un caos envolvente.

Estas son nueve señales reveladoras de que las personas tóxicas están acabando contigo:

1. Son un tema muy frecuente de conversación.

Refunfuñar con tus colaboradores acerca de un jefe grosero o quejarte con tu pareja sobre un pariente egocéntrico requiere tiempo y energía. Hablar sobre la gente tóxica cuando no está ahí les da más poder sobre tu vida.

2. Pierdes los estribos.

Ya sea que estés lidiando con un maestro manipulador o con el chismoso de la oficina, las personas tóxicas pueden activar emociones fuertes. Si no tienes cuidado, tu frustración puede convertirse fácilmente en ira. Cuando un individuo tóxico saca lo peor de ti, puedes terminar sintiendo que no tienes el control sobre tus emociones.

3. Tu autoestima se ve afectado.

Las personas tóxicas suelen ser groseras, insultantes y hasta degradantes. A veces, puede ser tentador pensar cosas como, “mi papá me hace sentirme mal conmigo mismo”. Pero tu autoestima depende de ti y no debería poder ser influenciado por nadie más.

4. Los culpas por tu comportamiento.

Si eres presa de la manipulación de una persona tóxica, podrías sentir la tentación de culparla por las decisiones que tomas. Sin embargo, echarle la culpa a la persona tóxica por lo que está pasando en tu vida es una clara señal de que una persona tóxica tiene demasiado poder sobre ti. Debes aceptar la responsabilidad personal por la manera en la que pasas tu tiempo y en quiénes lo inviertes.

5. Te aterra pasar tiempo con ellos.

Los sentimientos de terror pueden consumir mucho de tu tiempo y energía. Ya sea que vayas a una fiesta con un pariente tóxico, o a una reunión con un colaborador tóxico, permitir que ese evento te arruine las horas, o tal vez incluso los días antes del evento es una señal de que una persona tóxica te está consumiendo.

6. Te rebajas a su nivel.

Si ya empezaste a pensar, “si no puedes con ellos, úneteles”, puedes empezar a comportarte de una manera que no va de acuerdo con tus valores. Rebajarte al nivel de una persona tóxica suele ser un último recurso, pero no es una estrategia efectiva de afrontamiento. A fin de cuentas, solo creará más caos en tu vida.

7. Sus límites no son saludables

Las tácticas agresivas y manipuladoras de un individuo tóxico pueden dificultar el planteamiento de límites sanos. Puede que la audacia de un colaborador te tome por sorpresa o que las palabras duras de un amigo te dejen sin aliento. Sin límites saludables, es imposible protegerse emocionalmente de sus garras.

8. Aplicas estrategias de afrontamiento poco saludables.

Servirte un trago o una porción extra de una comida de confort podrá hacerte sentir bien al momento. Pero, a largo plazo, esas estrategias poco saludables de afrontamiento pueden causar más problemas. Si estás recurriendo a soluciones rápidas para ayudarte a lidiar con el estrés, un individuo tóxico podría tener poder sobre ti por años.

9. Tus relaciones sufren.

Gritarle a tus hijos para soltar la tensión o discutir con tu pareja porque llegaste a casa de mal humor después de lidiar con un individuo tóxico puede causar daños serios. Si no tienes cuidado, el comportamiento poco saludable de un individuo podría infiltrarse en tus otras relaciones y hacerles daño.

Cómo limitar la influencia de una persona tóxica

Si las personas tóxicas te están superando, tal vez sea momento de hacer un cambio. En algunos casos, eso podría significar dejar de perder tiempo pensando en la otra persona. En casos más serios, podría significar sacar a una persona tóxica de tu vida.

Este artículo fue publicado en Inc.

A version of this article originally appeared in English.

publicidad