Skip to main content

Verificado por Psychology Today

Personalidad

5 señales de que eres un individuo plenamente consciente

mohamed hassan / pxhere
Source: mohamed hassan / pxhere

La consciencia plena, o la capacidad de existir en el momento presente de una manera no crítica y sostenida, ha demostrado tener muchos beneficios para la salud. Los individuos plenamente conscientes tienden a tener niveles de estrés reducidos, son menos reactivos emocionalmente y tienen un mejor enfoque.

Pero, ¿qué significa ser un individuo plenamente consciente? Un nuevo ensayo publicado en el diario Consulting Psychology podría tener una respuesta. Un equipo de investigadores liderados por Christopher Altizer de la Universidad Internacional de Florida usó dos pruebas de personalidad bien conocidas: el Inventario de Personalidad de Hogan y la Encuesta de Personalidad de Hogan, para entender qué rasgos de personalidad podrían estar más relacionados con la consciencia plena. Encontraron cinco rasgos considerablemente relacionados con la consciencia plena: cautela, adaptación, ocio, excitabilidad y ambición. Estos rasgos y sus asociaciones con la consciencia plena se desarrollan a continuación.

1. La consciencia plena y la cautela

De acuerdo con la Encuesta de Desarrollo de Hogan, las personalidades cautelosas tienden a ser resistentes al cambio y reticentes a tomar riesgos. Tienen un fuerte temor al fracaso y se esfuerzan mucho para ocultar sus debilidades y fracasos. Los investigadores encontraron que las personalidades cautelosas exhiben niveles más bajos de consciencia plena.

¿Por qué? Creen que tiene que ver con el miedo. Escriben, “tener y aferrarse al miedo puede ser la razón por la que un mayor nivel de cautela se asocia negativamente con la consciencia plena.” Navegar por el mundo con un sentido agudizado de miedo dificulta que uno vaya con la corriente, adapte su mentalidad y sea psicológicamente flexible, todas estas son marcas de personas plenamente conscientes.

2. Consciencia plena y adaptación

Altizer y su equipo encontraron evidencias consistentes de que las personas con alta puntuación en el rasgo de personalidad de adaptación, es decir, ser capaz de “prestar atención y permanecer enfocado de una manera no reactiva en momentos estresantes”, tienden a ser individuos plenamente conscientes. Dicen, “las personas con puntuaciones más altas en adaptación parecen verse menos afectadas por o ser más capaces de sobrellevar percepciones estresantes actuando con consciencia plena, suspendiendo los juicios emocionales internamente y respondiendo con menos reactividad externamente”.

3. Consciencia plena y ocio

Las personalidades de ocio como las define la Encuesta de Desarrollo de Hogan, describen a las personas que suelen ser indiferentes hacia las necesidades y deseos de los demás. Crean la apariencia de ser altamente dependientes pero, en realidad, suelen ser mezquinos, resentidos y pasivo agresivos.

Los investigadores encontraron que las personalidades de ocio exhiben niveles más bajos de consciencia plena. Escriben “la consciencia plena se centra en uno mismo y en los demás y reduce las tendencias y el impacto del juicio emocional negativo. Esto es incompatible con mantener y cultivar en privado creencias negativas sobre los demás. Dicho de otra manera, la atención plena está en desacuerdo con las [personalidades] más pausadas por su tendencia a desarrollar y mantener suposiciones negativas sobre las personas”.

4. Consciencia plena y excitabilidad

Las personalidades excitables tienden a ser malhumoradas, volátiles, inconsistentes y emocionalmente inmaduras. Reaccionan exageradamente a eventos triviales y pueden ser explosivas en su comportamiento. No es de sorprender, los tipos excitables fueron encontrados como menos plenamente conscientes que otros tipos no excitables ya que carecen de estabilidad emocional y presencia mental.

5. Consciencia plena y ambición

Las personalidades ambiciosas, es decir, las personas que tienen autoconfianza social, que son competitivas, energéticas y con madera de líderes, tendieron a ser más plenamente conscientes. Mientras que esto podría parecer contraintuitivo, los investigadores ofrecen una buena razón para ello. Sugieren que los individuos ambiciosos son hábiles para balancear su atención y consciencia plena para lograr sus metas. En otras palabras, el enfoque mental necesario para ser una persona ambiciosa se traduce en muchas de las mismas cualidades asociadas con la consciencia plena.

Adicionalmente, los investigadores tienen una percepción positiva de la ambición. Dicen que, “los comportamientos relevantes tanto para la ambición y la consciencia plena suelen ser descritos de manera positiva, estar “en la zona”, “zen”, y generalmente son tanto atentos como conscientes”. En otras palabras, es posible ser ambicioso y plenamente consciente al mismo tiempo.

Conclusión: La consciencia plena puede ser mucho más natural para algunos que para otros. Las personas con una combinación de ambición, no reactividad y temeridad silenciosa podrían estar especialmente bien adaptados a la consciencia plena. Pero no hay manera de decir que podemos volvernos más plenamente conscientes con el tiempo.

A version of this article originally appeared in English.

publicidad