Skip to main content

Verificado por Psychology Today

Sean Grover L.C.S.W.

3 Señales de que necesitas un cambio de estilo de vida

Cuando estar exhausto es una forma de vida.

Los puntos clave

  • El trauma, la pérdida y las dificultades a menudo desencadenan un anhelo de cambios en el estilo de vida.
  • Los signos de agotamiento incluyen estrés crónico, decepción y apatía.
  • Una planificación cuidadosa es clave para hacer cambios positivos en el estilo de vida.  
Photo by Christopher Catbagan on Unsplash
Source: Photo by Christopher Catbagan on Unsplash

Si estás leyendo este post, lo más probable es que te sientas insatisfecho con la vida. Es posible que te sientas infeliz con tus relaciones, atascado en tu carrera, o enfermo y cansado de luchar contra la ansiedad o la depresión.

Sin embargo, a pesar de muchos esfuerzos para mejorar tu vida, todos los días aún se sienten sin inspiración. ¿Qué haces entonces?

Factores desencadenantes comunes de un cambio de estilo de vida

Muy a menudo, tres eventos externos estresantes desencadenan cambios en el estilo de vida:

  • Trauma: una crisis de salud, un accidente, un roce con la muerte.
  • Pérdida: muerte de un ser querido o el trágico final de una relación.
  • Dificultad: un despido, desempleo, una deuda creciente.

Estos eventos envían ondas de choque a lo largo de tu vida, te hacen cuestionar tus elecciones y considerar nuevas opciones. Lo más común es que provoquen una crisis existencial que te obligue a examinar y evaluar todos los aspectos de tu vida.

Señales de que se necesita un cambio de estilo de vida.

Con frecuencia, los signos de la necesidad de un cambio de estilo de vida están justo frente a ti.

1. La vida carece de alegría o asombro. Los días son deprimentemente predecibles. Te sientes atrapado en los mismos patrones aburridos; hay un elemento de "Día de la Marmota"; cada momento se siente igual y no tienes nada por lo que emocionarte.

2. Estrés crónico. Incluso las tareas simples son una carga. Tareas como limpiar tu casa, ir de compras o visitar a familiares pueden sentirse como una marcha lenta hacia la horca.

3. Decepción habitual. Todos, eventualmente te decepcionaron. Incluso cuando haces todo lo posible para ser extrovertido y optimista, te sientes decepcionado.

El poder de elección

Leíste los criterios anteriores y pensaste: "sí, ese soy yo". Es hora de analizar qué cambios deben ocurrir. Y aquí están las buenas noticias: no tienes que esperar a que un evento estresante desencadene un cambio de estilo de vida: siempre tienes el poder de tomar nuevas decisiones.

Pero antes de salir corriendo y dejar tu trabajo, ten esto en cuenta: el cambio imprudente sin una planificación consciente siempre es una apuesta. Una vez que hayas identificado que se necesita un cambio, no tomes medidas de inmediato: programa un tiempo con un terapeuta, entrenador o consejero para explorar nuevas opciones e intercambiar ideas. Habla con tus amigos cercanos. Comienza a escribir en un diario sobre tus opciones.

Invertir tiempo en explorar posibilidades nunca te decepcionará. Cuanto más consciente estés en este proceso, más evidente será la necesidad de cambio. Establecer objetivos personales como honrar tu voz auténtica, seguir tus pasiones, viajar, asistir a clases o conferencias también aclarará el nuevo estilo de vida que deseas.

Recuerda, un nuevo trabajo o un cambio de código postal no garantiza la felicidad. Como dicen los budistas, "No puedes correr más rápido que tu karma". Sin trabajar en ti mismo, podrías cambiar tu entorno solo para descubrir que sufres de los mismos problemas.

Una pregunta sencilla para comenzar tu viaje

Antes de decidir hacer un cambio de estilo de vida, aquí hay una sugerencia final: imagínate a ti mismo en el futuro y termina esta oración:

"Gracias a Dios, hace 20 años decidí _________".

Responder a esta pregunta podría despertar un deseo oculto de una forma de vida completamente nueva.

A version of this article originally appeared in Inglés.

publicidad